Para el DAAD, el final del periodo becado constituye el comienzo de una relación duradera con sus ex-becarios. La meta que nos fijamos es promover tanto el contacto entre los ex-becarios como su contacto con el DAAD, ya sea apoyando la creación de clubes de ex-becarios o mediante múltiples programas y medidas de fomento.